Dos nuevos prospectos beisbolistas cubanos abandonaron la isla en busca de mejores oportunidades

Continúa creciendo la enorme lista de peloteros cubanos que han abandonado la isla en busca de oportunidades de un futuro mejor, en esta ocasión se trata de Darlin Jiménez y Gustavo Urgellés quienes partieron del país «vía aérea».

La ruta que tomaron ambos jóvenes de 21 años aún se desconoce, pero fuentes explicaron que «generalmente sacan una visa de turismo» con la que viajan a República Dominicana y desde allí «los cruzan para Haití» donde tramitan «una residencia».

Teniendo ya papeles entonces podrán cumplir con los requisitos para ser elegibles por equipos de las Ligas Mayores de Béisbol de Estados Unidos (MLB).

Al menos así lo hizo el también jugador Cristian de Jesús López el pasado mes de octubre.

Cabe recordar que Darlin Jiménez había pedido la baja a las autoridades deportivas de Granma luego de que fuera excluido de la preselección nacional que participará en Cali (Colombia), repitiendo lo sucedido cuando también fue dejado fuera del equipo que participó en el Mundial de Béisbol Sub-23 en México horas antes de que partieran, de este evento terminaron fugándose 12 peloteros cubanos.

Jiménez había dejado «línea ofensiva de .329/.390/.471, 6 dobles, 2 triples y 5 impulsadas en la pasada Serie Nacional con los Alazanes de Granma. Esta actuación le empujó a ser incluido en la pre-nómina de Cuba al Mundial Sub-23 de México», señaló el periodista deportivo Francys Romero.

Luego de tantas decepciones, el deportista finalmente pidió la baja que obtuvo el pasado mes de octubre.

En cuanto al receptor habanero Gustavo Urgellés, «integró equipos Cuba en categorías infantiles y luego participó en el Panamericano Sub-15 de México. El espigado cátcher de 6,4 era parte de la actual preselección de los Industriales para la 61 SN», indicó Romero.

Acorde al reportero Yordano Carmona de Pelota Cubana, «era una de las mejores promesas que quedaban en Cuba».

La fuga masiva de deportistas incluye no solo a peloteros, sino que se extiende a casi todos los ámbitos, judocas, basquetbolistas, entre otros.

Mientras tanto, las autoridades cubanas sigue acusando a Estados Unidos del «robo» de los deportistas de la isla, incluso catalogándolo como una «agresión más del imperialismo».

El Instituto Nacional de Deportes Educación Física y Recreación (Inder) incluso culpó al bloqueo del acuerdo entre la Federación Cubana de Béisbol y la MLB por estimular «el tráfico de atletas en defensa de intereses políticos» lo cual, considera, es una «desventaja cruel que impide el flujo natural a los circuitos de esa organización».

Salir de la versión móvil