«Vamos cuesta abajo», aseguran expertos en cuanto al pico de contagios por la pandemia en Cuba (+fotos)

A raíz del análisis del gráfico de comportamiento del coronavirus en Cuba en el tramo desde el 11 de marzo del 2020 hasta marzo de 2022, expertos aseguran que «ya vamos cuesta abajo superando la explosión que hubo de casos confirmados», por lo que a futuro se prevé «una tendencia al descenso, de modo sostenido, en las cifras de transmisión de la enfermedad».

El Dr.C. Raúl Guinovart Díaz, decano de la Facultad de Matemática y Computación de la Universidad de La Habana, sostuvo tales afirmaciones en reunión de expertos y científicos, encabezada por el mandatario Miguel Díaz-Canel y por el Primer Ministro, Manuel Marrero Cruz el pasado martes en el Palacio de la Revolución, informan medios oficiales.

«El descenso va ser lento, aunque para los casos hospitalizados la curva sí presenta una bajada rápida», señaló el experto al explicar varios gráficos; destacando que «para fin de año estaríamos con una situación más o menos similar a la que teníamos en los meses de octubre y noviembre del año pasado».

Acorde al matemático «todas las provincias muestran una tendencia al control», incluidas las que aún cuentan con las cifras más elevadas como Pinar del Río, Sancti Spíritus, Camagüey y Las Tunas.

En cuanto a los fallecidos, parece ser que los números se han ido estabilizando en todo el país. El doctor indicó, además, que hay varias regiones que han logrado disminuir el índice de contagios pero no el de letalidad, por lo que «hay que encontrar las causas, porque hace falta bajar la incidencia pero también es importante que las personas no mueran».

Con respecto a quienes se han contagiado y han logrado recuperarse de la enfermedad, según el presidente Díaz-Canel, la cifra en Cuba es del 97,5%, mientras que en el resto del mundo es de un 90,46% y en las Américas del 85,3%.

Por su parte Guinovart puntualizó que de no haberse realizado el proceso de vacunación «pudieran haber fallecido 3 000 personas más de las que tenemos hoy en nuestro récord. Y el número de hospitalizados hubiera sido tremendo».

«El año pasado lo que Cuba tuvo circulando (en sí) fue la variante D614G —del SARs CoV-2—, que se impuso en el mundo y fue lo que entró en nuestro territorio», acotó la Dr.C. Guadalupe Guzmán Tirado.

Una variante es cuando «el virus sufre cambios, y cuando se acumulan una serie de mutaciones sigue siendo el mismo virus pero no es exactamente igual al original; y esos cambios, la mayoría de las veces no producen efecto como tal, pero algunos sí pueden incidir en una mayor transmisión y severidad de la enfermedad, o en que las vacunen no funcionen», explicó

Y fue esa variante la que estuvo durante casi todo el 2020, pero a fines de año comenzaron a entrar otras en la isla. Al respecto, en lo que va de año se han detectado 17 nuevas variantes del SARs CoV-2 en la mayor de las Antillas, algunas más letales que otras.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) hay 4 de estas que se reconocen como «variantes de preocupación»: Alfha, Beta, Gamma y Delta, «la palabra lo dice, tengo que preocuparme porque se asocia a transmisión, se asocia a severidad», resaltó la doctora.

En Cuba se impuso la variante Beta que causó el pico del mes de abril y posteriormente la Delta que «es la más transmisible de todas a escala mundial, y también lo ha sido en nuestro país», siendo la causante del caos de los últimos meses y el colapso sanitario en la isla.

Acorde a los estudios de la Facultad de Matemática y Computación de la Universidad de La Habana, «Delta va a seguir circulando en el país por lo menos hasta diciembre próximo, y será la variante que predomine asociada a la transmisión».

Por otro lado el ministro de Salud Pública, José Angel Portal Miranda, destacó que octubre muestra un descenso de un 46,3% en la disminución de la intensidad de transmisión de la epidemia en comparación con dichas cifras al cierre del mes de septiembre.

Al cierre de este martes, por ejemplo, el Ministerio de Salud de Cuba reportó 2 mil 354 casos positivos y 28 fallecidos, frente a los más de 8 mil casos que casi a diario se reportaban en el mes de agosto y septiembre.

Salir de la versión móvil